PROYECTO DE LEY


Expediente 5593-D-2018
Sumario: PROGRAMA NACIONAL DE ATENCION DE LA SALUD MIL DIAS DE VIDA, DESTINADO A MUJERES EMBARAZADAS, NIÑOS Y NIÑAS HASTA LOS DOS AÑOS DE EDAD.
Fecha: 06/09/2018
Proyecto
El Senado y Cámara de Diputados...


Programa Nacional de Atención de la Salud Mil Días de Vida
Artículo 1º.- Créase el Programa Nacional de Atención de la Salud Mil Días de Vida, a implementarse en todo el territorio nacional, destinado a embarazadas, niños y niñas hasta los dos años de edad.
Artículo 2°.- El Programa Nacional de la Atención de la Salud Mil Días de Vida tiene por objeto:
a) garantizar el estado nutricional óptimo de todas las embarazadas y sus bebés, mediante la provisión gratuita de alimentos y complementos dietarios específicos;
b) elaborar campañas de concientización, capacitación y control médico;
c) promover y fortalecer espacios de cuidado y abordaje integral de embarazadas, mujeres en estado de puerperio y niñas y niños hasta los dos años de edad, que garanticen una adecuada y saludable nutrición;
d) estimular tempranamente a niños y niñas, propiciando condiciones de participación activa en el ámbito familiar y comunitario que faciliten el proceso de crecimiento;
Artículo 3°.- El Poder Ejecutivo nacional coordinará las acciones necesarias para la ejecución del Programa creado por la presente Ley con el Consejo Federal de Salud.
Artículo 4°.- De forma.

FUNDAMENTOS

Proyecto
Señor presidente:


Las argentinas y los argentinos tenemos una esperanza de vida promedio de 73,33 años, es decir de alrededor de 28.000 días, de los cuales son cruciales los primeros mil. Se trata de un período de rápido crecimiento y desarrollo significativo: a medida que el cuerpo y los órganos crecen, se desarrollan el cerebro, el sistema digestivo y el sistema inmunológico. Es, sin duda, el momento de la vida donde se alcanza la mayor velocidad de crecimiento y los nutrientes ingeridos son fundamentales para facilitar este proceso. Por consiguiente las necesidades nutricionales son las más altas de toda la vida.
La nutrición en esta etapa no impacta únicamente en la salud a corto plazo del bebé, sino que también tiene un profundo impacto en su salud a largo plazo. Si en los primeros mil días los niños no tienen la nutrición adecuada los daños en, por ejemplo, la estructura ósea y el cerebro son irreversibles.
Una adecuada nutrición durante el embarazo hasta la niñez temprana es esencial para asegurar que los niños alcancen en el futuro todo su potencial en relación a su salud y desarrollo.
Aquello que debe recibirse y no se recibe durante los primeros mil días puede acrecentar el riesgo de padecer en edades venideras enfermedades no transmisibles tales como la obesidad, retraso del crecimiento, diabetes, alergias, y enfermedades cardíacas. Desgraciadamente la afectación que se produce en el desarrollo del cerebro, a nivel de las capacidades intelectuales que necesitamos para crecer, para estudiar, para aprender, para integrarnos al trabajo, a la sociedad en la que vivimos, se verán disminuidas.
Esta iniciativa es un resello que se le imprime a los derechos de acceso a los cuidados elementales en el embarazo, al de recibir la información de las características de la nutrición de la que la madre debe proveerse con el objeto de cuidarse de manera adecuada durante la gestación y la etapa de amamantamiento, a saber que vacunas debe suministrarse, a tener un parto en un lugar preparado para ello, a conocer cuáles son los cuidados posparto y, fundamentalmente, al de igualdad de oportunidades.
El cuidado de la madre y de su bebé en los primeros mil días puede ser la gran diferencia de la puesta en riesgo del embarazo, o de la mamá o del niño o la niña cuando ya nació, y entre una vida sana y una que no lo va a ser.
Es en estos primeros mil días, y solo en esta etapa, donde si se tiene la nutrición y los tratamientos adecuados, el cerebro crece y hace las conexiones que corresponden, también se desarrollan armónicamente los músculos, los diferentes sistemas.
Cuando falla ahí, en ese momento crucial, el daño que se produce es irreversible. Estos días son claves en la vida de la persona.
Para comprender la mecánica de la iniciativa podemos describirla separándola en instancias:
La primera ocurre durante todo el embarazo, para ser más precisos, desde su detección hasta el parto. En estos días es necesario cuidar a la mamá para que tenga un embarazo sin anemia, con el peso que le corresponde, sin deficiencias nutricionales y particularmente sin deficiencia de ácido fólico. También hay que asegurarse de que haya una correcta ingesta de calcio, para evitar elevar el riesgo de desarrollar la toxemia gravídica que pone en peligro a la mamá y al niño.
Hay que velar para que durante esta etapa la embarazada se aleje de los ambientes tóxicos y que su entorno sea saludable. De la misma manera hay que acompañar a la madre en la tarea de mantener la curva de peso dentro de parámetros normales, es decir que no adelgace ni aumente excesivamente. Tanto una desnivelación como la otra condicionan el riesgo de obesidad o de bajo peso de nacimiento del bebé que, a su vez, son factores de riesgo para enfermedades crónicas.
Una segunda instancia va desde el nacimiento hasta los seis meses de vida y es ahí donde el foco apunta a la lactancia materna que es la forma más adecuada y natural de proporcionar aporte nutricional, inmunológico y emocional al bebé, ya que le aporta todos los nutrientes y anticuerpos que lo mantendrán sano, sin olvidar que le permitirá crear un fuerte lazo afectivo con la madre. Además, la leche materna contiene nutrientes de fácil digestión, siempre está disponible y a la temperatura ideal, no necesita preparación y disminuye el sangrado transvaginal, ya que ayuda a la evolución uterina.
Ningún otro alimento puede sustituirlo, los bebés alimentados con leche materna contraen menos enfermedades, tales como diarreas e infecciones respiratorias de diversos tipos, y están mejor nutridos que los que reciben otros alimentos con biberón.
La tercera etapa se inicia a los 6 meses con la incorporación de las primeras papillas y transcurre hasta el primer año. Un mundo de sensaciones nuevas para el bebé pero que debe ser guiado bajo la atenta mirada de los profesionales médicos a fin de acompañar el extraordinario crecimiento que se está produciendo. Desde ese primer año hasta los 2 años de edad va a ir paulatinamente predominando la alimentación complementaria.
La transición de la lactancia exclusivamente materna a la alimentación complementaria es una fase de gran vulnerabilidad, se corre el peligro de dar pie a la malnutrición, y obviamente coque con el efecto negativo del retraso del crecimiento.
Los alimentos deben prepararse en condiciones seguras, es decir, reduciendo al mínimo el riesgo de contaminación por microorganismos patógenos y contar con la consistencia y variedad adecuadas, y administrarse en cantidades apropiadas y con una frecuencia adecuada, que permita cubrir las necesidades nutricionales del niño en crecimiento, sin abandonar abruptamente la lactancia materna.
El asesoramiento profesional es fundamental para poder llevar adelante un embarazo sin riesgo y prevenir complicaciones, simplemente cumpliendo con los controles de cada etapa.
En la Provincia de San Juan se ha implementado con éxito el Programa “Mis Primeros Mil Días en San Juan”, la iniciativa prevé -entre muchas cualidades a destacar- operar a través de un sistema de mensajes de texto (SMS) completamente gratuito, para comunicarse con las mamás, es un sistema de comunicación poco costoso, efectivo e ingenioso que les permite cumplir eficazmente uno de los objetivos, asesorar a las mujeres que están cursando un embarazo o aquellas que tienen hijos de hasta dos años. Asimismo, cada madre recibe asesoramiento en el centro de salud donde realiza sus controles médicos. Asimismo los bebés de 6 a 12 meses son asistidos con un complemento alimentario a base de harinas de cereal, libre de gluten, fortificado con vitaminas, minerales, mientras los de 12 a 24 meses reciben un postre con base de suero lácteo, azúcar, leche entera, y fortificado con vitaminas y minerales. A su vez se le entrega un kit necesario para la preparación del complemento, con el fin de seguir acompañando a los destinatarios del Programa.
Obviamente que el cuidado debe continuar toda la vida pero es en esta etapa donde debemos redoblar esfuerzos, por eso los que suscribimos está iniciativa nos concentramos en la prevención de los problemas de salud que hoy afectan a las embarazadas y a sus hijos que influirán en su pleno crecimiento y desempeño futuro. Sabemos que existen abordajes eficientes y accesibles para estos problemas, pero si no se detecta a la mamá necesitada y los distintos departamentos que actúan para llevar la solución no lo hacen en forma rápida, en conjunto y coordinados, el efecto no será el mismo.
Los autores de este proyecto de ley pensamos que hay que abandonar las estrategias de abordaje de compartimentos estancos, aunar esfuerzos e imponer una mirada intersectorial y federal; y de esta manera promover junto con los equipos de salud, desarrollo social y educación: actitudes, aptitudes y hábitos en las familias y en la comunidad. Pensamos que es posible romper el círculo de inequidad cuya sombra yergue sobre las futuras generaciones y que esta iniciativa puede ser un primer paso hacia la consecución de este objetivo.
Por las razones expuestas solicitamos el acompañamiento de los pares en la aprobación del presente Proyecto de Ley.
Proyecto
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
CASTRO, SANDRA DANIELA SAN JUAN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
FRANA, SILVINA PATRICIA SANTA FE FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
SORAIRE, MIRTA ALICIA TUCUMAN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
ACCION SOCIAL Y SALUD PUBLICA (Primera Competencia)
PRESUPUESTO Y HACIENDA
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
CASTRO, SANDRA DANIELA SAN JUAN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
FRANA, SILVINA PATRICIA SANTA FE FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
SORAIRE, MIRTA ALICIA TUCUMAN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
ACCION SOCIAL Y SALUD PUBLICA (Primera Competencia)
PRESUPUESTO Y HACIENDA

Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina | Congreso de la Nación Argentina | Av. Rivadavia 1864 - Ciudad Autónoma de Bs. As. (C.P.C1033AAV) | + 54 11 6075-7100

Nota: La información contenida en este sitio es de dominio público y puede ser utilizada libremente. Se solicita citar la fuente.