PROYECTO DE LEY


Expediente 3470-D-2017
Sumario: DISPONGASE LA EMISION DE BILLETES ELABORADOS EN POLIMERO, QUE REEMPLAZARAN A LOS ACTUALES BILLETES DE PAPEL EN CIRCULACION.
Fecha: 28/06/2017
Proyecto
El Senado y Cámara de Diputados...


Artículo 1°.- Dispónese la emisión de billetes elaborados en polímero, que reemplazarán paulatinamente a los actuales billetes de papel en circulación.
Art. 2º - Establécese que a partir de la publicación de esta ley en el Boletín Oficial de la República Argentina, el Banco Central de la República Argentina arbitrará los medios necesarios para el cumplimiento de la presente ley, para lo cual dispondrá la desmonetización de los billetes de papel, y establecerá las denominaciones y características de los nuevos billetes.
Art. 3º.- Comuníquese al Poder Ejecutivo.

FUNDAMENTOS

Proyecto
Señor presidente:


Los billetes de polímero son fabricados con BOPP (polímero polipropileno biaxialmente orientado), lo que supone una gran mejora en la conservación y durabilidad del billete. Además, los billetes de polímero son mucho más difíciles de falsificar, ya que incorporan muchas medidas de seguridad que no están disponibles en los billetes de papel de algodón convencionales.
Los modernos billetes de polímero fueron emitidos por primera vez en Australia en 1988, fruto de un desarrollo conjunto del Banco central de Reserva de Australia (RBA), la Organización para la Investigación Científica e Industrial (CSIRO) y la Universidad de Melbourne.
El principal avance que incorpora el billete de polímero es su gran resistencia, lo que le otorga una conservación y una durabilidad únicas dentro del papel moneda, y la posibilidad de incorporar nuevas características de seguridad no disponibles en los billetes de papel, que hacen que sea mucha más complicada su falsificación.
El Banco de Reserva de Australia fue el primero en introducir los billetes de polímero, motivado principalmente por elevar la seguridad. Comenzó con la denominación de 10 dólares australianos en 1988 con carácter conmemorativo, y en 1992, introdujo la denominación de cinco dólares (su denominación más baja) manteniendo las mismas características del billete de papel de algodón que previamente circulaba.
Desde mayo de 1996, todas las denominaciones en Australia se encuentran impresas en este material y según el Banco Central, los resultados han sido satisfactorios. Por un lado, la vida útil promedio de sus billetes se incrementó entre tres y cuatro veces, el ratio de falsificación se redujo y el sistema de distribución del billete es ahora más eficiente, porque genera menores costos.
Por su parte, el Banco Central de Canadá motivado por darles una mayor seguridad contra la falsificación, implementaron el uso de polímero en sus billetes. En este caso, no empezó por los de más baja denominación sino más bien por los de la denominación de 100 dólares canadienses en 2011. El siguiente año, introdujo este material en las denominaciones de 50 y 20 dólares y tiene planeado imprimir las denominaciones de 10 y cinco dólares durante 2013, completando así su familia de billetes en circulación.
En Oceanía, tenemos el caso de Nueva Zelandia, que en 1999 utilizó el polímero en el billete de cinco dólares neozelandeses, permitiendo generar ahorros debido a la mayor duración. Se estima que la vida media de las tres denominaciones más bajas (cinco, 10 y 20 dólares neozelandeses) se multiplicó por cuatro desde que se introdujeron billetes de polímero.
Entre los motivos que llevaron al banco a tomar la decisión están el menor riesgo de falsificación y su adaptación a la tecnología de los cajeros automáticos. La mayor vida media y la menor falsificación facilitaron, además, la reducción en la participación del banco central en el ciclo de distribución del efectivo.
En Asia, podemos mencionar el caso de Vietnam, que en el año 2003 introdujo el polímero en los billetes de 50 mil y 500 mil Dongs y hacia 2006, ya había reemplazado todas las denominaciones. A la fecha, según el Banco del Estado de Vietnam, se ha logrado una mayor conservación de la calidad -sobre todo en las denominaciones medias y altas- y disminuyó la falsificación sustancialmente. En octubre del año 2016, el Banco del Estado de Vietnam anunció que culminará con el retiro de los billetes hechos de papel de algodón de las denominaciones de 10 mil y 20 mil Dongs en el primer trimestre de 2013.
En Europa, Rumanía fue el primer país que produjo una serie completa de billetes de polímero en 1999, la que completó en el año 2001. Empezó con la denominación de 2000 Lei por motivos conmemorativos. Según la evaluación del Banco Central de Rumanía, se han obtenido beneficios relacionados a la mayor seguridad, al incremento de la vida media y a la posibilidad de reciclado.
En Latinoamérica, hay nueve países que vienen utilizando el sustrato de polímero en la impresión de sus billetes: México, Costa Rica, Guatemala, Honduras, Nicaragua, República Dominicana, Brasil (sólo billetes conmemorativos), Chile y Paraguay.
Destaca el caso de México por ser uno de los primeros en la región en utilizar este material (2002) y por tener su propia fábrica de impresión de billetes. El Banco Central del Chile inició la transición del papel algodón al polímero en 2004 con la denominación de 2000 pesos, que representaba el 8 por ciento del volumen total en circulación. Actualmente mantiene en circulación billetes de polímero de las denominaciones de 1000, 2 000 y 5000 pesos.
En Centroamérica, Guatemala introdujo el billete de polímero en la denominación de un quetzal en 2007 (60 millones de billetes que permanecerían en circulación durante seis años) y de cinco quetzales en 2011.
Por su parte, Nicaragua comenzó a usar polímero en 2009. El Banco Central de Nicaragua consideró que estos billetes durarían cuatro veces más que los antecesores de papel de algodón en las denominaciones más bajas (10 y 20 Córdobas) debido a que por su mayor circulación, se deterioraban rápidamente y su procesamiento se hacía cada vez más costoso.
Por otra parte, cabe citar que desde el punto de vista de la Responsabilidad Social la práctica de la emisión de este tipo de billete, resulta positiva ya que se preserva el medio ambiente, como en la higiene en la manipulación de los billetes.
La tala de árboles, para la fabricación de papel es uno de los grandes temas abordados en los foros internacionales y con la práctica de la emisión de moneda de polímero, evitaríamos la depredación y conservación y cuidado del medio ambiente.
A su vez, se contribuiría a evitar la polución, ya que disminuiría la utilización de pesticidas, herbicidas, fertilizantes y demás químicos que se utilizan comúnmente para la protección y cultivo de árboles, desde los que se extrae la fibra que convierten con la utilización de más químicos en papel.
Otra de las cuestiones que se ven desde la Responsabilidad Social, que los billetes de polímero tienen el beneficio de ser reciclables como plástico rayado una vez que son retirados de la circulación.
Cabe manifestar, Señor Presidente los problemas en el abastecimiento y en la producción de billetes papel que sufrió la Argentina durante décadas; sobre el particular en cuanto al papel, el mismo, se importa de Francia. Si se fabricaran en polímero, se evitaría erogar dinero al exterior para estos fines.
En cuanto al polímero, al poderse fabricar en Argentina, importará generar más mano de obra nacional y que Sociedad del Estado Casa de Moneda, se adecue tecnológicamente a la fabricación de billetes de polímero y pueda abastecer en el corto plazo a toda la plaza. A su vez, se prepare para emitir billetes a los distintos países que se vayan incorporando a la utilización del polímero, con la consecuente redituabilidad económica y financiera para el Estado.
Es por estas razones y las que expondremos en oportunidad de ingresar en tratamiento que solicito a nuestros pares acompañen con su firma al presente proyecto de ley.
Proyecto
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
CASTAGNETO, CARLOS DANIEL BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
BRITEZ, MARIA CRISTINA MISIONES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
MERCADO, VERONICA CATAMARCA FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
HUSS, JUAN MANUEL ENTRE RIOS FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
MAZURE, LILIANA AMALIA CIUDAD de BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
GRANA, ADRIAN EDUARDO BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
VOLNOVICH, LUANA BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
SANTILLAN, WALTER MARCELO TUCUMAN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
FINANZAS (Primera Competencia)
PRESUPUESTO Y HACIENDA
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
CASTAGNETO, CARLOS DANIEL BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
BRITEZ, MARIA CRISTINA MISIONES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
MERCADO, VERONICA CATAMARCA FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
HUSS, JUAN MANUEL ENTRE RIOS FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
MAZURE, LILIANA AMALIA CIUDAD de BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
GRANA, ADRIAN EDUARDO BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
VOLNOVICH, LUANA BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
SANTILLAN, WALTER MARCELO TUCUMAN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
FINANZAS (Primera Competencia)
PRESUPUESTO Y HACIENDA
Trámite
Cámara Movimiento Fecha Resultado
Diputados REPRODUCIDO POR EXPEDIENTE 0013-D-19

Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina | Congreso de la Nación Argentina | Av. Rivadavia 1864 - Ciudad Autónoma de Bs. As. (C.P.C1033AAV) | + 54 11 6075-7100

Nota: La información contenida en este sitio es de dominio público y puede ser utilizada libremente. Se solicita citar la fuente.