PROYECTO DE RESOLUCION


Expediente 1740-D-2018
Sumario: PROMOVER JUICIO POLITICO AL SEÑOR MINISTRO DE FINANZAS DE LA NACION, LUIS CAPUTO, POR MAL DESEMPEÑO Y POSIBLE COMISION DE DELITOS EN EL EJERCICIO DE SUS FUNCIONES.
Fecha: 05/04/2018
Proyecto
La Cámara de Diputados de la Nación
RESUELVE:


Promover juicio político al Señor Ministro de Finanzas de la Nación, Luis Caputo, en los términos del artículo 53 de la Constitución Nacional, por las causales de mal desempeño y posible comisión de delitos en el ejercicio de sus funciones.

FUNDAMENTOS

Proyecto
Señor presidente:


La Constitución Nacional regula un proceso excepcional cuya finalidad es la destitución de los funcionarios que incurran en alguna de las causales previstas para su remoción. El art. 53 de la CN dispone que a la Cámara de Diputados le corresponde el derecho de acusar a los ministros por mal desempeño o por delito en ejercicio de sus funciones.
El proceso de “impeachment”, tomado de la constitución norteamericana es esencialmente político. El Parlamento, ejerciendo sus funciones como contralor interórganos, somete a juicio político a un funcionario, con propósitos políticos y promovido por causas políticas.
En el caso del Ministro Caputo, consideramos que se lo debe acusar ante el Senado de la Nación por la causal de mal desempeño de su cargo, por los actos y las omisiones cometidas desde que asumiera como Ministro de Finanzas de la Nación; ello sin perjuicio de las condenas penales que le pudieren corresponder por los delitos cometidos.
El Señor Luis Caputo, investigado por su vinculación con sociedades offshore -dedicadas a realizar operaciones financieras con bonos soberanos de alto riesgo-, le respondió al Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) que él era simplemente un “manager”, es decir un mero administrador y que por eso no había declarado ninguna tenencia en oportunidad de presentar su declaración jurada ante la Oficina Anticorrupción.
Contrariamente a ello, en su presentación oficial ante la Security Exchange Commision de Estados Unidos de América, el ahora Ministro declaró que era “accionista” de Noctua Partners, afirmando taxativamente que no era “trastee” (fiduciante) de persona alguna.
Caputo informó a la SEC que era titular del "75% o más" de Princess International Global Ltd. (Caimán), una offshore que controló "entre el 50 y el 75%" de Affinis Partners II (Caimán), que fue, a su vez, la controlante de Noctua.
Siguiendo con sus mentiras, en su presentación ante la Bicameral de Seguimiento y Control de la Deuda Externa del día 4 de abril, el señor Caputo se presentó ante nosotros como “tenedor fiduciario” de las acciones y que por tal razón no debía declararlas ante la OA.
Estas tres versiones, contradictorias entre sí, emanadas de quien no es sino el encargado de las finanzas de nuestro país, sobran para considerar que no desempeña su cargo con la lealtad y probidad que la función requiere y por lo tanto debe ser removido de manera inmediata.
Si a ello le agregamos que no ha acompañado ninguna documentación que avale su supuesta ajenidad a la titularidad accionaria de la offshore, debemos concluir que el Ministro ha ocultado la verdad en su declaración ante la Bicameral
Aún en el hipotético caso de que solamente le haya mentido a la SEC y al ICIJ y que en realidad fuera un mero tenedor fiduciario, Caputo igualmente habría violado la Ley de Etica Pública Nº 25.188 al no haber declarado su participación en esta empresa offshore.
Vele recordar que este tipo de sociedades se constituyen en los llamados paraísos fiscales con el objeto de evadir impuestos, enmascarar a sus reales dueños y realizar operaciones de intermediación financiera muchas veces rayanas con lo ilegal. El Primer Ministro Islandés renunció a su cargo apenas se conoció que junto con su esposa eran dueños de una firma offshore.
No podemos tener un Ministro de Finanzas que, además de mentir en sus declaraciones juradas, participa o administra o es dueño de una firma como Noctua. Las sociedades offshore no son inocuas, no son una caja de seguridad, se constituyen esencialmente como pantallas para utilizar dinero mal habido o para lavarlo, para ocultar a sus dueños y para evadir impuestos.
Las offshore son intrínsecamente malas, no hay offshores que sirvan para cumplir objetivos loables. Esta postura la venimos sosteniendo desde siempre; prueba de ello ha sido la lucha que dio el entonces Senador Rubén Giustiniani para que se hiciera público el contrato entre YPF y Chevron que el anterior gobierno ocultaba para no reconocer que había utilizado una empresa de este tipo para hacer negocios ruinosos para el país.
El señor Luis Caputo deberá presentar las pruebas que hacen a sus dichos y explicar al Congreso Nacional y a la ciudadanía cuál de las versiones que ha venido dando es la real, mientras tanto debe ser separado de su cargo. Para cuidar a nuestras ovejas no queremos al lobo.
Por todo ello, solicito a mis pares el acompañamiento a este proyecto de resolución
Proyecto
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
CONTIGIANI, LUIS GUSTAVO SANTA FE PARTIDO SOCIALISTA
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
JUICIO POLITICO

Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina | Congreso de la Nación Argentina | Av. Rivadavia 1864 - Ciudad Autónoma de Bs. As. (C.P.C1033AAV) | (54-11) 4127-7100

Nota: La información contenida en este sitio es de dominio público y puede ser utilizada libremente. Se solicita citar la fuente.