• PRESUPUESTO Y HACIENDA
  • ASUNTOS COOPERATIVOS, MUTUALES Y DE ORG.NO GUBERNAMENTALES
  • PETICIONES, PODERES Y REGLAMENTO
  • FINANZAS

Reunión del día 05/12/2018

- COOPERATIVAS Y MUTUALES DE ONGS.

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a los cinco días del mes de diciembre de 2018, a la hora 20 y 19:
SR. PRESIDENTE LASPINA Vamos a dar comienzo a la reunión conjunta de las comisiones de Presupuesto y Hacienda, de Asuntos Cooperativos, Mutuales y de Organizaciones no Gubernamentales, de Finanzas y de Peticiones, Poderes y Reglamento.

Agradezco la presencia de los presidentes de las mencionadas comisiones.

Vamos a poner en consideración un proyecto de ley de mi autoría -recaído en el expediente 7435-d-2018-, lo cual es bastante emocionante porque creo que es la primera vez que sucede. (Aplausos.) No me aplaudan tanto porque, siendo yo de Santa Fe, no sé si es muy divertido que este proyecto sea sobre un impuesto a las cooperativas. (Risas.) Pero estamos para aguantar todo lo que viene.

Habíamos enviado a los miembros de las comisiones aludidas un borrador de dictamen donde se introducen algunas modificaciones al proyecto original. Se trataba del proyecto que motivó que el Poder Ejecutivo nacional convocara a sesiones extraordinarias. Básicamente, el proyecto original establecía una escala decreciente en la alícuota al patrimonio de las cooperativas y mutuales financieras y de seguros, que empezaba con un 6 por ciento, bajaba al 5 por ciento el año siguiente y luego al 4 por ciento. En cambio, el borrador de dictamen que he hecho circular establece directamente una alícuota al capital del 4 por ciento.

La segunda modificación que se introduce consiste en una serie de exenciones a los activos alcanzados para el cómputo del patrimonio neto, que tienen que ver con inversiones de interés público. Por ejemplo, en lo relativo a los programas de Participación Público-Privada, a los de fondeo de emprendedurismos, a la compra de hipotecas securitizadas y otra serie de aplicaciones de las cooperativas financieras y de seguros que permiten ser deducidas del activo computable para el cálculo del patrimonio neto.

Creo que de esta forma estamos aliviando la carga fiscal para las cooperativas y mutuales financieras y de seguros, pero al mismo tiempo estamos generando incentivos impositivos precisamente para el financiamiento de largo plazo de estas inversiones, que son de enorme interés público.

Por otra parte, el proyecto original -en el cual se realiza una pequeña variante- introduce en el artículo 13 un tope adicional a la contribución extraordinaria que opera como segunda restricción. Me refiero al 25 por ciento de los excedentes contables de las cooperativas y mutuales. Dichos excedentes, en el caso de las cooperativas, son el equivalente a las ganancias de una compañía o de una sociedad anónima. Esto es básicamente el excedente que pueden reinvertir.

La idea de fijar un tope del 25 por ciento de alguna forma equipara a las cooperativas en el tratamiento impositivo a lo que sería -en caso de que operarse este tope- el 25 por ciento que va a pagar, por ejemplo, una firma que reinvierta utilidades siendo una sociedad anónima.

En definitiva, este proyecto busca, por un lado, lo que ya ha sido acordado incluso con el sector, que es una mayor contribución y equidad tributaria en términos de lo que aportan las cooperativas y mutuales, sobre todo las grandes. Creemos que justamente debemos preservar el principio de que éstas no paguen en ningún caso más de lo que pagarían siendo una sociedad anónima.

Por otra parte, el artículo 13 del borrador de dictamen que se ha distribuido precisamente busca que eso se cumpla, es decir, que no opere ese sobrecargo sobre las cooperativas y mutuales. De modo tal que tenemos un proyecto superador en relación con el que habíamos votado hace poco, la ley de presupuesto, que ya fue promulgada. En su artículo 126, dicha norma estableció una alícuota del 6 por ciento.

El 6 por ciento es una alícuota razonable cuando se tiene niveles inflacionarios relativamente altos y que, en general, están acompañados por retornos sobre el capital también relativamente más altos. Pero con una inflación del 45 o 50 por ciento -y probablemente con tasas de interés altas-, este año habrá retornos sobre el capital también bastante más altos. De manera que una alícuota del 6 por ciento sobre esos retornos nominalmente altos luce razonable.

Ahora bien, cuando la inflación y las tasas de interés vayan bajando en el tiempo, ese 6 por ciento será considerado una alícuota quizás un poco excesiva. Así que en eso también se busca un equilibrio que es bueno, y creo que esto ha sido comprendido por muchos diputados.

Algunos señores diputados querían cobrar una alícuota mayor y me lo han expresado en el día de hoy; estaban más contentos con el 6 por ciento. Otros, estaban más contentos con el 3 por ciento que se votó en el Senado que, como ya dije, no está en tratamiento porque no fue convocado para extraordinarias y además el proyecto del Senado tiene otro giro.

Pero, además, a mi juicio, es inconstitucional, porque la cámara de origen para la determinación de contribuciones, tal como lo dice el artículo 52 de la Constitución Nacional, es la Cámara de Diputados.

En cualquier caso, algunos querían una alícuota más baja y otros una más alta, pero el sector ha comprendido la necesidad fiscal, está de acuerdo y apoya totalmente esta modificación al proyecto. Quienes han hablado durante estos días con representantes del sector, lo saben.

Estos son los cambios que se han introducido al proyecto original de mi autoría que, insisto, tiene el apoyo de todo el sector cooperativo y mutual, con quien hemos conversado.

Creo que se trata de un proyecto equilibrado, que grava de manera razonable al sector en un momento donde la sociedad argentina está haciendo un enorme esfuerzo en materia fiscal.

Tiene la palabra el señor diputado Borsani.

SR. BORSANI Señor presidente: es a los efectos de solicitar que se ponga a la vista de las comisiones el proyecto de mi autoría y de los señores diputados Olivares y Pastori, contenido en el expediente 7473-d-2018, que fuera presentado pocas horas después que usted presentara el que lleva su firma. Solicito que sea acumulado.

También quiero expresar el beneplácito en el sentido de que en el análisis y en el borrador que usted está proponiendo como dictamen, se han tenido en cuenta justamente los extremos a los que usted estaba haciendo referencia, especialmente en términos de alícuotas para el sector cooperativo, que tiene que ver con el trabajo de seguros, financieras y también, por supuesto, en el caso de mutuales.

SR. PRESIDENTE LASPINA Efectivamente tengo a la vista el proyecto 7473-d-2018 de los señores diputados Borsani, Olivares y Pastori.

Quiero decir también que el diputado Pastori participó activamente en la elaboración de este dictamen que está en discusión y que también lo hemos conversado con otras fuerzas de la oposición. Todos los comentarios han sido incorporados e, insisto, creo que hemos llegado a un proyecto bastante equilibrado.

Tiene la palabra el señor diputado Lipovetzky.

SR. LIPOVETZKY Señor presidente: en primer lugar, celebro su gestión para recuperar la competencia clara que tiene esta Cámara como iniciadora de los proyectos vinculados con los temas impositivos, tal como establece la Constitución.

Por otro lado, agradezco el trabajo que han hecho para llegar a consensuar este proyecto y expreso mi satisfacción al respecto. Sin embargo, me gustaría recordar la génesis de este tema, que surgió en el artículo 126 de la ley de presupuesto que votamos este año, si mal no recuerdo.

En ocasión de debatir ese proyecto en la Comisión de Presupuesto y Hacienda constantemente nos referimos a la preocupación sobre la falta de actualización del Fondo del Conurbano para la provincia de Buenos Aires. En ese marco, entendimos que en una situación de la economía actual y en un presupuesto que buscaba el equilibrio fiscal, era necesario votar el presupuesto como lo votamos. En ese proyecto, justamente, se establecía la alícuota del 6 por ciento a la que hacía mención.

Ahora, nos encontramos con que esa alícuota va a ser reducida y no dejo de recordar que hubiera preferido que esta falta de recaudación fiscal hubiera sido destinada a reconocer a la provincia de Buenos Aires lo que legítimamente le corresponde y que, en definitiva, nuestro gobierno le reconoce después de tantos años, sin estar actualizado.

Por lo tanto, más allá de que celebro que se mejore la reducción de la alícuota que había establecido el Senado -esto hay que reconocerlo-, expreso mi disidencia parcial en este punto. Creo que la reasignación fiscal la deberíamos haber utilizado no para beneficiar a las pequeñas cooperativas -cosa en la que coincidimos-, sino sobre a las grandes cooperativas. En ese marco, hubiera preferido que la reasignación fiscal se destinara a restituirle a la provincia lo que legítimamente le corresponde.

SR. PRESIDENTE LASPINA Como ya dije, siempre que uno habla de cuestiones fiscales, la restricción opera. Este proyecto busca ese equilibrio entre lo que plantean algunos diputados como usted, exigiendo una carga mayor, y lo que plantean otros, que solicitan una carga menor. De manera que estamos buscando un punto de equilibrio para que todos estemos conformes, o al menos relativamente tranquilos, en el sentido de que lo que estamos votando es lo justo y lo correcto. Estamos muy cerca de lograrlo.

Si no hay más diputados que quieran hacer uso de la palabra, vamos a pasar a la firma del dictamen.

Se pasa a la firma del dictamen.
SR. PRESIDENTE LASPINA Damos por finalizada la reunión.

Es la hora 20 y 31.

Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina | Congreso de la Nación Argentina | Av. Rivadavia 1864 - Ciudad Autónoma de Bs. As. (C.P.C1033AAV) | + 54 11 6075-7100

Nota: La información contenida en este sitio es de dominio público y puede ser utilizada libremente. Se solicita citar la fuente.