Comisiones » Permanentes » Comisión Permanente de Obras Públicas »

OBRAS PUBLICAS

Comisión Permanente

Of. Administrativa: Piso P01 Oficina 136

Secretario Administrativo DR. GALLEGOS EMILIO

Jefe DR. DEL CASTILLO FRANCISCO R.

Martes 16.00hs

Of. Administrativa: (054-11) 6075-2143 Internos 2143/2137

copublicas@hcdn.gob.ar

PROYECTO DE RESOLUCION

Expediente: 0924-D-2006

Sumario: PEDIDO DE INFORMES AL PODER EJECUTIVO SOBRE LA CONSTRUCCION DE LA CENTRAL HIDROELECTRICA SOBRE AÑA CUA.

Fecha: 23/03/2006

Publicado en: Trámite Parlamentario N° 17

Proyecto
Solicitar al Poder Ejecutivo Nacional, a través de los organismos que correspondan, información relativa a la situación de la construcción de la central hidroeléctrica sobre Aña Cuá.
1. Si el Consejo de Administración de la EBY tiene autoridad para encarar la construcción de la obra sin previa aprobación de los poderes legislativos nacionales de ambos países.
2. Si la adjudicación de los privilegios de "Iniciador Privado" a la empresa IMPSA no implicarían un sobreprecio innecesario en el presupuesto de la obra.
3. Cuáles son los riesgos relacionados a la integridad del embalse y si se aseguró la competencia técnica y la experiencia necesaria de todas las empresas involucradas.
4. Si se tiene previsto en el proyecto revertir las consecuencias ecológicas derivadas del escaso vertido de agua del vertedero Aña Cuá (1.500 m3 por segundo)

FUNDAMENTOS

Proyecto
Señor presidente:


El Proyecto de construcción y Puesta en Servicio de la Central Hidroeléctrica del Brazo Aña Cuá es un proyecto de considerable envergadura que consiste en la incorporación de tres turbinas acciónales a las 20 existentes actualmente en la represa hidroeléctrica binacional argentino-paraguaya de Yacyretá.
Actualmente existe un vertedero sobre el Brazo Aña Cuá (en la margen Paraguaya) del Río Paraná. Este vertedero es parte del embalse y cumple la función de derramar un caudal de agua (aproximado) de 1.500 m3 por segundo con el objetivo de mantener el "caudal ecológico" del río. El objetivo del "Proyecto de Construcción y Puesta en Servicio de la Central Hidroeléctrica del Brazo Aña Cuá" es aprovechar ese caudal para la generación de energía incorporando las tres turbinas anteriormente mencionadas.
Este proyecto, si bien útil para enfrentar la actual crisis energética, plantea una serie de dudas que aún no han sido despejadas.
Omisión del Poder Legislativo
La central de Aña Cuá no estaba incluida entre las obras que componen el proyecto (Anexo B del Tratado de Yacyretá). La Entidad Binacional Yacyretá, mediante su Consejo de Administración, modificó el proyecto descrito en el Anexo B, basándose en una interpretación de tercer párrafo del mismo. Dicho párrafo establece que
"Las obras descritas en el presente Anexo podrán sufrir modificaciones, previa aprobación del Consejo de Administración de Yacyretá, cuando exigencias técnicas que se verifiquen durante la elaboración del proyecto y ejecución de las obras o cuando requerimientos del mercado energético así lo aconsejen".
Una central hidroeléctrica en el brazo Aña Cuá no figura entre dichas obras, por lo tanto difícilmente pueda sostenerse que es la modificación de una obra inexistente. En el capítulo III - Descripción General, punto 7, solo se menciona el vertedero del brazo Aña Cuá.
En este contexto, la construcción de una nueva central modificaría el Tratado, aprobado por ambos Congresos, para lo cual haría falta una nueva intervención de cuerpo. El Consejo de Administración de la Entidad Binacional Yacyretá (EBY), si bien tiene la capacidad para dictarse su propia reglamentación interna, carece de atribuciones legales necesarias para modificar un tratado que ha sido refrendado tanto por el poder legislativo nacional como por el de la República del Paraguay.
Iniciativa privada
La legislación argentina prevé el mecanismo de "iniciativa privada". Dicho mecanismo, para explicarlo en pocas palabras, otorga, al momento de la licitación, beneficios a aquella empresa que se propone el proyecto.
La propuesta de "iniciativa privada" presentada por Industrias Metalúrgicas Pescarmona SA (IMPSA) a la EBY había sido rechazada en 1999, porque la Ley de Iniciativa Privada es una normativa argentina, que no rige para Paraguay (donde se ubica el brazo Ana Cuá) ni en la Entidad Binacional.
No obstante, la EBY decidió incorporar, el 21 de julio 2005, la figura de la iniciativa privada en sus normas de licitación, con beneficios muy superiores a los de la ley argentina. A su vez reconoció a IMPSA la figura de "iniciador privado" por el proyecto presentado en 1999.
Según el diario ABC de Paraguay, que ha seguido de cerca la evolución de la cuestión, la comparación de las ofertas en la licitación 321 (la actual) se hará entre las ofertas básicas mediante puntajes, con los siguientes parámetros:
1. Participación local. El Margen de Preferencia Local (MPL) se calculará para los distintos ítems según sus puntajes. El porcentaje de reducción aplicable a la oferta total será: 2,5% para un puntaje total mayor a 55 y menor a 65; 5,0% para un puntaje mayor a 65 y menor a 75; 10% para un puntaje mayor a 75 y menor a 85 y 20% para mayor o igual que 85.
Para conquistar esos puntos, el oferente debe demostrar que el ítem es de origen argentino o paraguayo, en su totalidad. No se asignarán puntos si el cumplimiento es parcial. La asignación de puntos será a juicio exclusivo de Yacyretá.
2. Rendimiento de las unidades generadoras y plazos de entrega. Se bonificarán las ofertas de acuerdo con el rendimiento garantizado de las máquinas y al plazo de entrega garantizado.
3. Precio de comparación de las ofertas. El precio de comparación se calculará como el precio de oferta básica menos el Margen de Preferencia Local (MPL), menos la bonificación por rendimientos y por los plazos de entrega.
4. Precio de comparación del oferente iniciador. Al precio de comparación de las ofertas se le reducirá la bonificación del iniciador, establecida en 8% del precio total de la oferta básica.
En resumen, para la comparación de las ofertas se corregirán los errores aritméticos; se calcularán los puntajes para los distintos ítems a los efectos de determinar el MPL (Margen de Preferencia Local), a exclusivo juicio de EBY. Luego se bonificará a las ofertas por el rendimiento de las máquinas y por la reducción en los plazos de entrega y se reducirá en 8% (sobre el monto total de la oferta básica) el precio de comparación de IMPSA.
Para la adjudicación de oferta se comparará el precio de comparación de IMPSA con la oferta de menor precio. Si el precio de IMPSA es superior a la oferta de menor precio en hasta 15%, IMPSA podrá reducir su precio de oferta y resultar adjudicado.
Para tener chance de ganarle a IMPSA, todos los oferentes deben reducir sus precios de oferta en 23% (8% más 15%). Esa ventaja de IMPSA se incrementa a más del 30% cuando se consideran las bonificaciones por el margen de preferencia local (MPL), dado que únicamente IMPSA puede alcanzar un puntaje de 85, y conseguir una reducción del 20% en sus precios. El resto de los oferentes (argentinos, paraguayos y extranjeros), en ningún caso podrá conseguir un puntaje de más de 70. Y si alguno logra un puntaje de 75 ó más, su descuento será de solo 10%.
El sistema de comparación de ofertas establecido por la EBY le otorga a IMPSA una ventaja efectiva sobre los restantes competidores del 33% o más: 10% por MPL, más 8% por bonificación del "iniciador privado", más 15% por el derecho a igualar la oferta más baja que tiene IMPSA.
En conclusión, las "ventajas" que concedió la EBY a IMPSA en la licitación 321 le convierten en seguro ganador. A ello se debe el casi nulo interés demostrado por las empresas y consorcios internacionales en el proyecto Aña Cuá, pese a que en la licitación anterior se presentaron cinco postulantes.
La falta de competencia en Aña Cuá y las ventajas de hasta un 30% para IMPSA significarán un sobreprecio del orden de 120 millones de dólares, sobreprecio que recaerá sobre las espaldas de la población durante décadas, como tarifas más altas.
Estas irregularidades del proceso licitatorio ponen otro manto de sospechas sobre una obra machada de corrupción.
Antecedentes técnicos e integridad del embalse.
Se argumenta que IMPSA no tiene los antecedentes técnicos para demostrar su experiencia en este tipo de obras, que son críticas debido a la necesidad de cortar la presa de tierra existente y los graves riesgos que ello implica para la integridad de todo el proyecto Yacyretá.
Especialistas sostienen que la empresa Pescarmona nunca habría ejecutado anteriormente el diseño del corte de la presa existente. Tampoco estudios sobre la instalación de las ataguías temporarias en el embalse principal, ni de las obras de toma de la nueva central, diseño que, por otra parte, consideraron "indispensable" para la elaboración de una propuesta que merezca la concesión de la figura del "Iniciador Privado".
También existen dudas sobre el diseño, ya que ha sido calificado de 'muy crítico y peligroso' por los anteriores oferentes, al extremo de negarse los mismos a aceptar la responsabilidad técnica por su realización
Problemática ecológica
La cuestión medioambiental, no es menor en nuestra sociedad. En los últimos años los derechos relacionados al ambiente no solo ha adquirido rango constitucional, si no que también han sido ejercidos y reclamado su cumplimiento por los ciudadanos en diferentes partes de país. Por ello es de vital importancia tener certezas en relación a las consecuencias ambientales de la construcción de Aña Cuá.
El mantenimiento del caudal mínimo actual de 1.500 m3 por segundo ya está produciendo impactos importantes a lo largo de lo que resta de este brazo Aña Cuá y aguas debajo de la presa.
Uno de los problemas, según un informe realizado por numerosas asaciones ecologistas de Argentina, Paraguay y Estados Unidos, generado por este escaso vertido es que los peces no suben por el brazo, pues la profundidad del agua es muy baja, debido al gran ancho (1.500m) del brazo, a su fuerte pendiente y al bajo caudal.
Los bosques de Arary en la zona "protegida" de la Isla Yacyretá se ven afectados porque necesitan tener sus raíces en el agua durante largos períodos de tiempo, cosa que no sucede por las escasas alturas del agua en el brazo con el caudal mínimo casi permanente.
La provisión de agua potable en la ciudad de Ayolas ha tenido, desde el funcionamiento a capacidad plena de la central, casi siempre con alta turbiedad, debido a la baja profundidad en la toma de agua de la ciudad.
Otro de los impactos ecológicos relacionados a nuevo emprendimiento en Aña Cuá es el impacto en la migración de los peces. En la actualidad, existen sistemas de traslado de peces río arriba, mediante un sistema de transferencia que no es para nada eficiente. Sólo y como máximo, el 7% de los peces que van corriente arriba y llegan hasta la represa, serán transportados por los elevadores de peces. No se tiene en cuenta, sin embargo, aquellos peces que migran río arriba, estos deben pasar a través de las turbinas o sobre los vertederos circunstancia que conlleva la muerte de numerosos peces. El sistema en su conjunto no es adecuado para mantener el stock migratorio.
Por todo lo expuesto, solicito a mis pares me acompañen en la presentación del presente proyecto.
Proyecto
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
MACCHI, CARLOS GUILLERMO CORRIENTES PARTIDO NUEVO
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
ENERGIA Y COMBUSTIBLES (Primera Competencia)
OBRAS PUBLICAS