LEGISLACION PENAL

Comisión Permanente

Of. Administrativa: Piso P04 Oficina 404

Jefe DR. TINTO JUAN ENRIQUE

Martes 15.30hs

Of. Administrativa: (054-11) 6075-7493/94 Internos 2403/01

clpenal@hcdn.gob.ar

  • DEPORTES
  • LEGISLACION PENAL

Reunión del día 06/12/2018

- VIOLENCIA EN ESPECTÁCULOS FUTBOLÍSTICOS (CONJUNTA)

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a los seis días del mes de diciembre de 2018, a la hora 9 y 27:
SRA. PRESIDENTA BURGOS Damos comienzo a la reunión de las comisiones de Legislación Penal y de Deportes.

Muy buenos días a los que están aquí presentes temprano. Hemos terminado tarde el día de ayer, y por eso justamente no pudimos llevar adelante la reunión programada de la comisión.

El proyecto de dictamen que ha sido trabajado para buscar los consensos ha sido enviado a sus correos. Sabemos que el oficialismo no tiene la mayoría dentro de la Cámara y, por lo tanto, había que buscar los consensos.

Se presentaron y nos acercaron varias posturas, objeciones o proyectos de modificación para tratar de mejorar o amigarse con el proyecto presentado por el Ejecutivo. Y es así que, en esa construcción, en donde muchos participaron en el día de ayer, pudimos redactar como producto final el borrador de proyecto que está a disposición de ustedes.

En esa situación, una de las críticas -creo la principal- de la mayoría de los bloques ha sido la relativa a las penas elevadas que estaban establecidas en cada de una las figuras delictivas, tanto las que están fijadas en el Código Penal como aquellas que han sido elevadas de contravenciones a figuras penales. La crítica mayoritaria ha sido la desproporción que existía respecto del Código Penal, como así también del trabajo realizado por la Comisión Redactora del Código Penal.

Sin lugar a dudas, el mensaje del Ejecutivo es atacar concretamente a estas organizaciones mafiosas y delictivas; creo que hay que empezar a poner los nombres que corresponden. Las personas que van a un club o a ver a un equipo, generan actos de violencia y ponen en peligro la vida o la seguridad de otras personas no son hinchas, forman parte de los barras -popularmente denominados- o de grupos que se alimentan o se retroalimentan a través de la violencia.

Eso es lo que el Poder Ejecutivo quiso atacar a través del envío del proyecto que estamos trabajando ahora.

He escuchado en algunos medios, a estas horas de la mañana, que esto era como un "edulcorante" a este tipo de situaciones puesto que se habían disminuido las penas. Quiero decirles que el trabajo que se realizó aquí ha sido en proporción y de acuerdo con el aporte de cada uno de los legisladores en ese afán de tratar de buscar los consensos.

El hecho de mantener la proporcionalidad establecida en las escalas penales para no alejarnos de nuestra norma penal no significa disminuir la política pública y la decisión del Poder Ejecutivo de trabajar, de atacar e ir al centro de estas organizaciones delictivas y mafiosas. Esto lo hicimos en ámbitos donde creíamos que era imposible. Por ello, hoy en día tenemos múltiples procesos iniciados a causa de la corrupción y de muchas otras cuestiones vinculadas con hechos que la sociedad no quiere.

También hemos incorporado algunos artículos relacionados con la prevención sobre la base de lo solicitado por uno de los bloques, principalmente por lo señalado en el proyecto presentado por el señor diputado Scioli. En este sentido, hemos incorporado medidas de prevención, no tan solo de punición, motivo por el cual había sido altamente criticado el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo.

Se ha mantenido el artículo vinculado con la probation, a pesar de que hubo grandes esfuerzos por quitarlo. Se considera que este tipo de beneficios no tiene que quedarse. Entonces, ¿por qué mantenerlo? Quizás acá me puedo escapar un poco del esquema que tiene que ver con lo jurídico.

¿Por qué mantener la denegatoria de otorgar la probation a determinados delitos? Hay múltiples investigaciones e informes que lo sustentan, pero hay que volver a lo popular, es decir, ¡volvamos a poner el sentido común a las leyes! En un lugar que tiene que ser de disfrute de la gente común, de un hincha que quiere ver a su equipo, si aparece una persona que comete este tipo de acciones o tiene conductas que encuadran en algunas de estas figuras delictivas no puede tener el beneficio de la probation. Es por eso que se lo mantiene.

Asimismo, a pesar de que fue altamente criticado, también se mantiene el juicio abreviado, porque justamente lo que se quiere es evitar este "entre y sale". Se propicia que en un corto tiempo haya una resolución judicial. En este sentido, tenemos ejemplos altamente positivos, como el funcionamiento de flagrancia, que ha dado muy buenos resultados en el accionar a corto plazo por parte de la Justicia.

Reitero que el oficialismo no cuenta con la mayoría. Por eso, hemos tratado de consensuar este borrador de proyecto. Ojalá podamos dejar de lado las chicanas que normalmente utilizamos como herramientas, a veces para decirnos las cosas, y que podamos empezar a construir respecto de este tema que quiere la sociedad.

Otra de las expresiones que he escuchado es que esto es consecuencia de lo que pasó hace dos semanas con el frustrado encuentro de los dos equipos más resonantes de la Argentina, que son Boca y River.

La fuente que nos nutre como legisladores es lo que pasa en la sociedad. Nosotros no inventamos cosas sino que lo que hacemos es dar respuestas a las necesidades que la sociedad nos demanda. Difícilmente nos adelantemos a los problemas, situaciones o dificultades futuras de los ciudadanos. Nosotros permanentemente recibimos a gente que nos dice "nos pasa esto", y nosotros tenemos que legislar justamente para mejorar su vida. Lo que pudimos apreciar y visualizar hace dos semanas a través de los medios de comunicación ha sido algo que habíamos naturalizado durante mucho tiempo: la violencia que ha ido carcomiendo a la sociedad y a los espacios utilizados por los ciudadanos comunes se había reflejado también en el fútbol. Lo sabíamos, lo palpábamos, lo percibíamos, pero ahora lo vimos.

Por eso queremos atacar este tema, pero esta iniciativa no es una respuesta a eso solamente, sino que quiero recordar que el proyecto ha sido presentado en 2016 por voluntad política de este gobierno. Apelo a que tengamos sentido común y apliquemos lo que juramos cuando asumimos como legisladores. Si en el recinto se quiere hacer algún tipo de modificación -como lo dije en la primera reunión-, con respeto podemos llegar a consensuar para que se considere y quizás tengamos un dictamen -no digo unánime, lo cual sería formidable- firmado por la mayoría de los legisladores presentes.

Abro la lista de oradores. Tiene la palabra la señora diputada Pitiot, una gran colaboradora durante la sesión de ayer.

SRA. PITIOT Señora presidenta: el Frente Renovador tenía muchas observaciones a los proyectos tratados en la sesión de ayer, y agradecemos que el oficialismo haya sido receptivo a nuestras propuestas.

Hace unas horas hemos recibido el borrador de dictamen, y el Frente Renovador va a acompañarlo porque entendemos que es urgente y prioritario tratar este tema. Nuestro partido político tiene la decisión política de erradicar la violencia en las canchas y en los ámbitos vinculados con los espectáculos futbolísticos. Sin embargo, vamos a proponer cambios en algunas medidas que este proyecto contiene, pero sin responsabilizar a nadie. Creo que podríamos habernos dado un debate más completo y celebramos el hecho de que se hayan incorporado medidas preventivas, pero entendemos que por la magnitud de la problemática que la sociedad argentina vive en la violencia en el fútbol y en general, era necesario un compendio normativo vinculado con lo administrativo, preventivo, organizativo y punitivo.

Estamos viendo que se han incorporado algunas cláusulas de prevención, y también se ha dado lugar a muchas de las observaciones o propuestas que nosotros hicimos durante la jornada de ayer.

Vamos a acompañar el proyecto de ley con disidencia parcial porque queremos manifestarnos acerca de por qué entendemos que en algunos artículos el enfoque no está dado ni se soluciona el problema con las figuras que se tratan de incorporar.

Respecto a la venta de entradas falsas -lo digo ahora porque tal vez sea un error de tipeo o de interpretación-, estábamos viendo en el artículo 10 del último borrador que se habla de una pena de 6 meses a 2 años, cuando la estafa en el artículo 173 del Código Penal habla de 1 a 6 años. Por lo tanto, no entendemos por qué se bajó la pena. Es decir, en el Código Penal la estafa está con una pena y en este proyecto de ley dicha pena baja. Si nosotros entendemos que la venta de entradas a espectáculos futbolísticos debe ser penada especialmente, por lo menos que figure la misma pena que en el Código Penal.

Sobre el cuidado de vehículos sin autorización -me refiero a los conocidos trapitos-, pensamos que se puede encontrar otra solución. La forma en realidad sería empezar a tratar la problemática de la violencia en las inmediaciones, o la intimidación de otra manera. Es decir, con un sistema organizado entre municipios y fuerzas de seguridad como para poder conectar y realmente erradicar a los que verdaderamente ejercen intimidación. De esta forma los separaríamos de quienes están haciendo lo que pueden y trabajando de lo que pueden. Convertir una contravención en un delito, por lo menos, nos hace ruido.

Agradecemos el hecho de que se haya eliminado el peligro en abstracto en avalancha. Ya de por sí nos parece muy complicado encontrar a quién haya generado una avalancha. ¿Cómo individualizar a quién genera una avalancha? ¿La genera por una corrida, por un grito? Va a ser complicado pero será cuestión de probar. Lo que sí creemos es que es muy atinado el hecho de que se haya eliminado el peligro de abstracto de avalancha.

Vamos a insistir en el recinto con mantener la probation. Para nosotros se genera una situación de desigualdad ante la ley. Por otro lado, también se desnaturalizan las medidas cautelares. Veremos cómo nos va en el recinto.

También nos parece innecesario un juicio abreviado especial y con modalidades determinadas porque ya tenemos un juicio abreviado en nuestra legislación. Creemos que es el mismo el que debe ser utilizado.

Esta es nuestra posición desde el Frente Renovador. Vamos a firmar el dictamen de mayoría con disidencia parcial.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra la señora diputada Bianchi.

SRA. BIANCHI Es raro estar tratando hoy este tema cuando comenzamos a trabajarlo en 2016. Vengo presentado este tema desde que era presidenta de la Comisión de Deportes. La verdad es que trabajamos mucho durante mis presidencias para combatir este problema y nunca hubo un acuerdo político para poder sancionar una ley.

En 2016 la ministra de Seguridad me convocó por este proyecto. Estuvimos trabajando junto a mi cuerpo de asesores del Ministerio y parecía que salía la ley. Por supuesto, todo quedó solamente en una buena intención y quedó cajoneado el proyecto hasta el bochorno que acabamos de vivir; hoy no hay lugar del mundo donde no se nos tilde de violentos.

Entonces, la primera reflexión es que no podemos ir a los tumbos en este país. No podemos ir mirando para otro lado sabiendo que las barras bravas existen, existieron y seguirán existiendo porque la verdad es que este proyecto no va a mejorar esta realidad. Lo que tenemos que mejorar y hacer es un diagnóstico de por qué existe esta violencia en los espectáculos deportivos. Seguramente en mi discurso diré -porque tengo un análisis hecho- cuáles son los motivos.



Este proyecto ha bajado absolutamente todas las penas. O sea, hay que decir a la gente que ninguno de los que cometa estos delitos va a ir preso, excepto en los casos establecidos en el Código Penal o que produzcan una muerte. Son todos delitos excarcelables.

Por otra parte, señora presidenta, no estoy de acuerdo con que sea solamente en el fútbol. Esto se lo manifesté. Creo que tiene que ser en espectáculos deportivos y culturales. No podemos estigmatizar al fútbol, porque la violencia existe en el deporte, en todos los ámbitos, incluso en el interior. También existe en los eventos culturales o musicales, si no miremos las fiestas electrónicas y veamos cómo terminamos.

Entonces, la primera objeción es el título, que me parece que tiene que ser más abarcativo, porque soy una convencida de que cuando uno redacta las leyes, que cuesta muchísimo llegar a un consenso y poder sancionarlas, tiene que hacerlo pensando no solo en el hoy, o en el mañana, sino también en el futuro.

Me parece muy mal que se quiera legalizar la acción de los trapitos, que va totalmente en disidencia con lo que se está por tratar hoy en la Legislatura de la Ciudad, donde justamente se va a prohibir. Considero que no hay una charla entre Nación y Ciudad; van por lugares diferentes. Entonces, primero pongámonos de acuerdo.

Me parece bien lo que explicó la señora diputada Pitiot, que es algo que deben solucionar entre municipios o ver cómo se puede hacer. Pero tampoco olvidemos que esos famosos trapitos no son personas que están sin trabajo, sino que son parte de la barra brava organizada. Entonces, digamos las cosas como deben ser.

Así que voy a acompañar este proyecto con disidencias y me voy abstener en muchos artículos.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Jorge Enríquez.

SR. ENRÍQUEZ Señora presidenta: quiero felicitarla por el consenso que ha alcanzado, con el aporte de otros sectores, particularmente de la diputada Pitiot, que sé que trabajó intensamente este tema.

Quizás lo ideal conspire contra lo posible. Creo que este proyecto obedece a la necesidad -lo dije en la reunión pasada, lo que nosotros llamamos el strepitus fori- de que la gente está reclamando una reacción por parte del cuerpo legislativo frente a estos salvajes que se disfrazan de hinchas y que son los barrabravas. Cuando se sancionó en 1985 la ley de la Rúa, 23.184, realmente cumplió su cometido, pero evidentemente fue desbordada por los acontecimientos que se suscitaron posteriormente.

En relación con lo que dijo la diputada Pitiot, que es acertado el tema, quizás, si uno lo ve desde un punto de vista del gabinete jurídico, que lo del trapito requiera la intencionalidad de provocar una intimidación es, en la práctica, absolutamente imposible de comprobar, porque es un hecho que sucede entre dos personas en lugares en los que generalmente está inmerso en un manto de clandestinidad.

En la Ciudad de Buenos Aires, donde tenemos una ley de trapitos, frecuentemente para los fiscales generales era muy difícil acreditar el hecho cometido por el trapito, porque no había testigos de la amenaza. Esta última se expresaba en "si no me ponés esto, aparecen las cuatro gomas rotas o el auto rayado" y situaciones por el estilo. O sea, considero que en esto la probanza se torna bastante difícil.

Por eso, nosotros considerábamos el hecho por la sola circunstancia de que la persona estuviera allí, porque además no es la persona que lo está haciendo individualmente como una changa, sino que pertenece a una organización que le brinda una protección para poder estar allí a cambio de una remuneración.

En cuanto al resto, podría ser que se ampliara el título, es decir, llevarlo al de "espectáculos deportivos y artísticos de alcance masivo", pero creo que hoy la mirada está centrada en el fútbol, porque es el deporte que está causando todo este tipo de inconvenientes.

Obviamente esta iniciativa no es mágica ni vamos a solucionar de la noche a la mañana un problema de violencia que, en muchos casos, es por falta de respeto a la autoridad y sobre todo por una anomia que tenemos los argentinos desde hace muchísimos años. Se trata de un tema cultural, pero creo que este cuerpo está dando respuesta. Celebro que hayamos alcanzado un acuerdo con otras fuerzas políticas y podamos plasmar esta norma.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Moyano.

SR. MOYANO Señora presidenta: es imposible no acompañar este tema, por el estado público que ha tomado la cuestión y por el requerimiento que existe por parte de la sociedad de que el cuerpo legislativo trabaje en función de aportar a la solución de este problema, cuya solución no solo tiene que ver con agravar penas o legislar al respecto, pues se trata de una cuestión mucho más compleja.

Creo que hay algunos vacíos o cierta relatividad en algunos artículos existentes, como es el caso del artículo 12 respecto a la autorización para cuidar vehículos, a los "trapitos" y demás. Este tema está regulado en algunas ciudades. Seguramente, ante el creciente desempleo, habrá muchos más hombres o mujeres que realicen esta actividad. Es muy difícil determinar el hecho delictivo en ese caso.

Por todo eso, me parece que es una situación bastante compleja y que deberíamos haber tenido un tiempo mucho más amplio para discutirla, debatirla y escuchar a los diferentes actores que hacen a la cuestión.

Esto no pasó ahora, por el tema de River y Boca, y ya lo he comentado en la reunión de comisión anterior. Lamentablemente, esto pasa todas las semanas. Desde mi experiencia como dirigente deportivo lo viví y sufrí. La verdad es que suceden cosas mucho peores que las que sucedieron en la final de la Copa Libertadores de América.

Yo creo que hoy el gobierno nacional busca para esta cuestión una respuesta más política y mediática que real, porque sabemos que no solamente pasa por endurecer las penas o reglamentar acerca de los barras sino que hay una connivencia entre la Justicia y entre las fuerzas de seguridad, que está claramente a la vista. Esto quedó a la vista con el apartamiento del jefe de Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires. Los barras no entran a un estadio de fútbol si no es con el aval de la fuerzas de seguridad. Esto también lo viví en carne propia y la otra vez relaté mi experiencia.

En este sentido, cuando esta cuestión llegue al recinto vamos a expresar una propuesta respecto del artículo 11.

Tal como decía la señora diputada Pitiot, ¿cómo se detecta a quien genera una avalancha? Me parece que estas cuestiones tienen que tratarse con un poco más de profesionalismo a la hora de la reglamentación, pero tenemos que discutirlo hoy dado que es una demanda política. Tenemos que aprovechar a transformar el oportunismo político en oportunidad.

Por eso -más allá de la improvisación y la urgencia, porque recién tuvimos los dictámenes ayer a la noche y no los pudimos analizar ni consultar con expertos en la materia, ni con gente que ha vivido las diferentes situaciones, que ha reglamentado y que ha trabajado ni bien sucedían- tenemos que hacerlo, porque la cuestión ya está instalada y el gobierno nacional la direccionó hacia donde quiso, centralizando la responsabilidad solamente en la barra y hablando de la connivencia con los dirigentes.

Como dije hace un rato, los dirigentes a veces son cómplices y a veces son víctimas; las fuerzas de seguridad y la Justicia nunca son víctimas, siempre son cómplices.

Sra. Presidenta (Burgos).- Tiene la palabra el señor diputado Grana.

SR. GRANA Señora presidenta: en lo personal no he tenido tiempo de leer el dictamen en profundidad, aunque sí lo hicieron nuestros asesores. Lo vine repasando en el auto porque a mí me llegó a las 8 de la mañana -hace unas dos horas- gracias a la señora diputada Pitiot, es decir que empezó a circular durante la madrugada mientras estábamos descansando.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Si me permite una intervención, señor diputado Grana. Junto con mi equipo estuvimos hasta las 12 de la noche con este tema.

SR. GRANA No tengo dudas de ello, señora presidenta. No hablo de mala voluntad de su parte.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Aclaro que no tenía los correos electrónicos de los diputados integrantes de la Comisión de Deportes.

SR. GRANA Pido que aquellos señores diputados que tengan observaciones o agregados, los acerquen a la Comisión, porque el estar escribiendo y tratando de conciliar dentro del recinto a las apuradas es muy complicado. Pido que tal como lo hicieron oralmente, me acerquen sus propuestas en forma escrita para tratar de conciliarlas entre nuestros equipos.

Aclaro que estamos debatiendo sobre eventos futbolísticos. Existe una ley de espectáculos deportivos y en todo caso se trataría de una modificación de esa ley, pero esta iniciativa es concretamente sobre encuentros futbolísticos.

Tiene la palabra el señor diputado Petri.

SR. PETRI Señora presidenta: en primer lugar, quiero agradecer y reconocer su trabajo y el de las comisiones de Legislación Penal y de Deportes para avanzar en este proyecto. Esta misma iniciativa se presentó en el Senado en 2016 y prácticamente cayó en saco roto. Ahora está siendo tratada, debatida y enriquecida en la Cámara de Diputados, y hoy aparentemente tendríamos sanción de nuestra Cámara, lo que sería un paso muy importante para combatir el flagelo de las barras bravas en la República Argentina.

Estamos tratando la materia penal, establecida y expresamente reservada al Congreso de la Nación mediante el inciso 12 del artículo 75 de la Constitución Nacional. El Congreso fija la política criminal a través del Código Penal, establece el quantum de las penas y determina qué delitos son merecedores de pena y el tipo de sanción y pena que le cabe a cada conducta que viola bienes jurídicos, desde las sanciones de inhabilitación y multa, hasta las más extremas, como pueden ser las de privación de la libertad.

A la hora de discutir penas y de establecer proporcionalidades tienen que verse cuáles son los bienes jurídicos comprometidos así como el equilibrio y la simetría que pueden existir respecto de otros bienes jurídicos y sus penas. Son muy discrecionales nuestras opiniones sobre máximos y mínimos, porque es una elección que hace el legislador a la hora de determinar si a una conducta le corresponde privación de la libertad, si hace que ese delito sea excarcelable, o si, por el contrario, son penas de cumplimiento efectivo.

Podría tener muchas observaciones, pero sé que este borrador de dictamen es fruto del consenso y de una negociación muy ardua que se ha llevado adelante con distintos bloques de la oposición. Hay un solo artículo que me voy a permitir observar y sobre el cual planteo que volvamos al monto original de la pena. Me refiero al artículo 6°, que se refiere a las armas, y particularmente me quiero detener en las armas de fuego, porque quien ingresa, introduce y guarda un arma de fuego en un estadio de fútbol inequívocamente tiene dolo de matar: se representó la posibilidad de matar, la aceptó como probable y fue al estadio de fútbol con el arma de fuego. Esa persona no puede tener un delito excarcelable en la República Argentina.

Esto lo tenemos que decir con todas las letras: ese delito tiene que ser de cumplimiento efectivo y sancionado con las más severas sanciones que se puedan establecer porque esa persona está poniendo en peligro, no potencial, sino real, a cientos de miles de personas que concurren a los espectáculos deportivos.

Señora presidenta: voy a proponer que tratándose de armas establezcamos con severidad, teniendo en cuenta el peligro real y concreto en el que se pone a las familias y ciudadanos que concurren a los espectáculos deportivos, una modificación de dicho artículo y determinemos las más severas sanciones posibles de cumplimiento efectivo.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Fernández Langan.

SR. FERNÁNDEZ LANGAN Señora presidenta: antes que nada, quiero reconocer el trabajo que usted ha hecho durante estos días en la comisión. También reconozco el trabajo del presidente de la Comisión de Deportes, el diputado Scioli.

Sé que en el día de hoy estamos teniendo el despacho posible, es decir, el despacho que podemos tener de acuerdo con los consensos a los que hemos arribado.

También quiero felicitar a la diputada Pitiot, al diputado Grana y al diputado Castagneto -del Frente para la Victoria- quienes también han trabajado mucho para poder tener un despacho que hoy llega al recinto con consenso.

Señora presidenta: me parece que para que este trabajo tenga el efecto que queremos los argentinos, muchos de estos delitos deberían ser de cumplimiento efectivo. Podríamos revisar, como hace un rato decía el diputado Petri, el caso de la portación de armas a un estadio deportivo y hacer que ese delito sea de cumplimiento efectivo. Si no, me parece que entraríamos al recinto con un despacho con gusto a poco en ese sentido.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Castagneto.

SR. CASTAGNETO Nosotros vamos a presentar nuestro dictamen en el recinto. Queríamos pedirle un plazo, aunque sea corto, a fin de terminar su redacción.

SRA. PRESIDENTA BURGOS ¿Una hora?

SR. CASTAGNETO Bueno. Gracias, señora presidenta.

Por otro lado, diré algo cortito porque sé que ya se está firmando el dictamen. No sé cuál es la premura que nos obliga a tratar este tema hoy en la sesión. Tenemos sesiones extraordinarias hasta el 21 del corriente mes y podemos tratar en otra reunión de comisión las observaciones que hicieron muchas diputadas y diputados, a fin de incorporarlas y tener un proyecto de ley mucho mejor.

No me parece coherente que después de haber sesionado doce horas ayer, y después de haber tenido comisión de Presupuesto y Hacienda a la noche, esta mañana llegue el dictamen del nuevo proyecto para ser tratado hoy como último punto luego de otras veinte horas de sesión.

Este proyecto nos genera infinidad de dudas. Todos estamos de acuerdo con respecto a las barras bravas y a su penalidad. Todos estamos en contra de ellas. Pero por las expresiones de todas las diputadas y diputados, me parece que vamos a entrar en un debate dentro de la comisión, tal como usted expresaba recién, señora presidenta, que no nos va a llevar a ningún camino. Vamos a estar debatiendo durante ocho horas este proyecto de ley porque en cada uno de los artículos hay alguna observación.

Señora presidenta: más allá de la voluntad y del esfuerzo que usted realizó al incorporar por lo menos una observación de cada uno de los bloques, creo que la redacción no guarda coherencia y que persisten observaciones, incluso del bloque oficialista. Por lo tanto, me parece oportuno pasar a un cuarto intermedio, volver a tener una reunión de comisión, trabajar las horas que sean necesarias y llamar a otra sesión para debatir este tema ya consensuado. Si no, a las cinco de la mañana de mañana vamos a estar debatiendo punto por punto este proyecto de ley, que es sumamente importante, y vamos a estar dejando de lado cosas muy importantes para poner énfasis en otras cosas que no lo son. Como decía el diputado Grana, se corta el hilo por lo más delgado.

Con la sinceridad del caso, y en base a lo que nosotros hemos trabajado durante los años que estuvimos en el Congreso, considero que sería muy lógico poder debatir más este proyecto para llevarlo al recinto más trabajado. Me parece que discutir renglón por renglón a las cinco de la mañana nos va a dar un proyecto de ley con el que realmente ninguno de los que estamos acá ni ninguno de los integrantes de los distintos bloques se va a sentir conforme.

Así que, como hasta el día 21 tenemos las sesiones extraordinarias propuestas por el presidente de la Nación, propongo que la próxima semana podamos tener otra reunión de comisión y convocar a una nueva sesión para debatir realmente este proyecto de ley de semejante envergadura, y no que estemos debatiendo y veamos cómo hoy en España están extraditando nuevamente a la Argentina a un barrabrava que salió de nuestro país.

Tampoco estamos teniendo en cuenta, más allá de la potestad que se le está dando al Ministerio de Seguridad, cómo puede ser que la Justicia española devuelva hacia la Argentina a una persona penalizada por ser barrabrava o por delitos que haya cometido. No estoy hablando de Rafael di Zeo porque todavía no viajó; pero otro integrante que fue con su familia tiene que volver a la Argentina.

Entonces, me parece que la gente está esperando un proyecto nuestro, pero también aquellos que no son barrabravas están esperando poder ir a la cancha con sus familias, felices, con sus hijos. Quizás, somos muchos más a los que nos revisan -que no somos barrabravas- que a la barra brava. Por lo tanto, me parece que hay que tener un consenso mucho más amplio.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra la señora diputada María Soledad Carrizo.

SRA. CARRIZO (M.S.) Señora presidenta: primero, quiero destacar el trabajo que ha hecho durante todo el día de ayer para tratar de buscar los consensos necesarios.

Más allá de que algunos quieran plantear que es una necesidad del Poder Ejecutivo, creo que la dirigencia política debe dar respuesta a una sociedad que está esperando que demos a la Justicia los instrumentos necesarios para erradicar definitivamente la violencia del ámbito futbolístico.

También llamo a una reflexión a la misma Justicia, para que analice ciertamente los elementos que podamos darle, los tome en sus manos y determine una autorización o no de viaje a diferentes dirigentes, que todos sabemos que aquí tienen el acceso restringido, y que, lamentablemente, la sociedad ve de manera triste. Lo sentimos así teniendo la noticia del día, en que determinados barrabravas que conocemos han sido autorizados para el viaje.

Creo que esto va de la mano de los elementos que debemos dar como legisladores, pero también debemos pedirle a nuestra Justicia que efectivamente mire lo que la sociedad está necesitando, que son medidas ejemplares para que justamente quede determinado qué es lo lícito y lo ilícito, y qué es lo que corresponde o no.

También agradezco a todos los bloques que han acompañado el enriquecimiento de un proyecto que llegó a nuestras manos con muchísimas dudas. A su vez, debo destacar que el Poder Ejecutivo, a través de los miembros del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos y del Ministerio de Seguridad, ha tenido la amplitud de aceptar determinados cuestionamientos que hemos hecho. Realmente, tanto de parte del Poder Legislativo como del Poder Ejecutivo ha habido una voluntad de avanzar. Celebro los cambios realizados. Es un proyecto mucho más enriquecedor y creo que va a dar un paso firme hacia lo que queremos erradicar desde todos los ámbitos de la Argentina.

Sin embargo, también quisiera proponer en algunos artículos -seguramente lo voy a hacer llegar a la Presidencia de esta comisión para que podamos lograr en la sesión una prolijidad en la redacción- algunas cuestiones que por ahí podemos seguir modificando para que queden mucho más tipificados.

Quiero destacar la labor de la señora presidenta, porque independientemente de saber si tenemos o no tiempo de leer, ayer a las once y media de la noche nos acercó su dictamen, y sé que ha estado hablando con todos los bloques de los distintos partidos políticos para que hoy, como Congreso de la Nación y al finalizar el año, demos una respuesta a la sociedad y que esto también sirva de reflejo para decir que podemos dar un paso hacia adelante en la erradicación de la violencia.

Muchísimas gracias y le haré llegar las posibles modificaciones.

Sra. Presidenta (Burgos).- Tiene la palabra el señor diputado Incicco.

SR. INCICCO Señora presidenta: brevemente haré referencia a la propuesta formulada por el diputado Grana en torno a la modificación de la ley de ética en la función pública. Me parece que eso excede largamente la competencia de las dos comisiones que estamos aquí reunidas, pero hay algunos argumentos que manifestó que son atendibles.

Considero que esta cuestión requiere un debate más profundo en las comisiones respectivas, sin perjuicio de que lo puedan plantear en todo caso hoy en el recinto. Insisto en que hay algunos argumentos que pueden ser atendidos.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Filmus.

SR. FILMUS Señora presidenta: con la mejor buena voluntad y con la idea de que logremos un consenso para avanzar, quiero realizar una propuesta que me parece no daría dilación al tema y lo haría pertinente.

En el mismo bloque oficialista se presentan numerosas objeciones puntuales y concretas que harán muy difícil la discusión en el recinto. Nosotros hoy nos hicimos del proyecto definitivo.

En este sentido, quiero hacer una sugerencia: que el Poder Ejecutivo convoque a una sesión extraordinaria para antes de la próxima reunión del Senado. Entonces, nos reuniríamos en una sesión extraordinaria el próximo lunes o martes, previamente realizaríamos la reunión de la comisión, y acordaríamos el proyecto.

Nosotros estamos con total voluntad de acordar y dar una demostración de que el Congreso quiere detener la violencia en el fútbol y que tomará una decisión al respecto. No me parece que vayamos a llegar a una buena resolución hoy en el recinto. Vamos a terminar emparchando y teniendo que citarnos para más adelante para resolver los temas puntuales.

Creo que todos podemos poner nuestra disposición para volver a reunirnos y emitir un dictamen común o con disidencias pero manifestando la voluntad unánime de frenar la violencia en el fútbol. De lo contrario, quedarán mal resueltos muchos temas puntuales y quedará un proyecto emparchado.

Reitero, me parece que podemos pedirle al Poder Ejecutivo que cite la semana próxima a sesiones extraordinarias para este tema específico y podemos realizar una reunión conjunta de las comisiones antes de esa sesión, para que el Senado tenga tiempo de aprobarlo este año. Esa es nuestra propuesta.

SRA. PRESIDENTA BURGOS La voluntad siempre estuvo, desde el día en que se convocó por primera vez y dije: "hoy no sale dictamen". Me puse firme porque quería que esto sea una co-construcción. Más allá de que el Poder Ejecutivo tiene la potestad de enviar proyectos, creo que teníamos que apropiarnos de esta iniciativa. Quizás el tiempo no logró unificar todas las posturas.

En una co-construcción siempre hay cuestiones que se toman y otras cosas que no. En este sentido, puede haber diferencias, aquí se llaman disidencias, que podemos seguir analizando. Eso también escapa a mí. Vamos a ver si podemos evacuar todas estas disidencias y, tal como está planeado, tratar el tema hoy en el recinto; de lo contrario, ya veremos.

Tiene la palabra el señor diputado Pretto.

SR. PRETTO Señora presidenta: en primer lugar, quiero felicitarla y agradecer -no solamente a usted sino también al señor diputado Scioli- por el trabajo que han demostrado en estas horas para tratar de construir un consenso, que es tan necesario en un tema tan espinoso.

Quiero celebrar que se fue reencauzando el debate y el diálogo respecto de lo que espera la sociedad de nosotros sobre esta cuestión, como bien dijo el señor diputado Petri. Tenemos la posibilidad de legislar sobre una cuestión de fondo, en materia penal, porque la política criminal se decide en el Congreso; esa es nuestra responsabilidad. Lo bueno es que se ha puesto la prioridad en lo que necesita la familia para volver a un espectáculo deportivo, especialmente de fútbol. Lo mejor de esta discusión es el consenso en favor de recuperar el fútbol para las familias.

Celebro que hoy no escuché algunas referencias como las de ayer, cargando las tintas en la Policía de la Ciudad o en la de fulano. El clásico entre Boca y River posiblemente se frustró por responsabilidad de la Policía de la Ciudad, pero mañana puede ser de la policía de Tucumán, de La Pampa, de Corrientes o de Jujuy. El problema que puedan tener las policías para controlar a los violentos es de toda la sociedad y es responsabilidad política del gobernador que administra la policía de su provincia, pero en realidad tenemos que bregar por que a todas las policías les vaya bien controlando a los violentos, porque es la forma de reencauzar al deporte en las sendas de las que no debió haber salido nunca y para recuperar el fútbol para la familia.

No sé cómo ha redactado el dictamen, pero ya que se está tomando una decisión política, me parece muy importante cortar de cuajo la relación de la política con los directivos de fútbol. No sé si es posible, pero creo que en las horas que quedan deberíamos incluir una redacción en un artículo que corte definitivamente ese vínculo -ya sea impidiendo o imposibilitando; veremos la forma técnica y jurídica- a efectos de que un funcionario público no pueda ser directivo de un club de fútbol. Así estaríamos cerrando la construcción sólida de un consenso político serio y de cara a la sociedad para cortar de cuajo el vínculo que sabemos que existe. Debemos tener valentía para cortarlo inmediatamente.

Esta es nuestra oportunidad, como dijo el señor diputado Iglesias. Celebro que nadie levante su bandera oportunista, sino que todos levantemos la bandera de la oportunidad de sacar el fútbol de las manos de los violentos y devolverlo a las familias.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Castagneto.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Fernández Langan.

SR. FERNÁNDEZ LANGAN Una propuesta es que este sea el primer tema a tratar en el orden del día de la sesión de hoy.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Hay temas que no maneja la Presidencia de esta Comisión, señor diputado.



Tiene la palabra el presidente de la Comisión de Deportes, el señor diputado Scioli.

SR. SCIOLI En primer lugar, haré un reconocimiento a la titánica tarea de la presidenta de esta comisión por haber generado el espacio en la última reunión conjunta para recibir todos estos aportes tan importantes. En el proyecto hay una transversalidad de todos los bloques, hay un denominador común que es el consenso con el proyecto en general y disidencias parciales. Hay una tarea muy laboriosa en caso de que se insista en tratarlo hoy.

Rescato lo que dijo el diputado Castagneto, sin ánimo de esquivar el debate, al contrario, porque lo que no hagamos nosotros lo hará después el Senado, me refiero a corregir alguna cuestión que hoy se nos pueda pasar por alto.

Siento que todas las visiones, particularmente la de armas que se ha planteado, como también lo que planteó el diputado Iglesias en cuanto a la amplitud al deporte en general, denotan mucha experiencia en esta comisión conjunta y creo que vale la pena tomar en cuenta todas las observaciones.

Es evidente que resolver tantas disidencias parciales, ya sea dentro del bloque de Cambiemos como de la visión que surge de otros dictámenes, será una tarea muy compleja. Estará en manos de la mayoría la decisión que finalmente se tome: si se trata durante la sesión de hoy como sea o, ya que hay sesiones extraordinarias hasta el 21, se decida que el tema -que toca muchos aspectos- amerita tener una sesión puntual para ser tratado.

Para que quede claro de cara a la sociedad, lo que queremos es que esto funcione, aún con las penas que se debatieron, como un efecto disuasivo. No se trata de meter presos a los trapitos con condena. Ojalá que nunca tenga que aplicarse el rigor de esta ley y que solo sea preventiva. Lo que queremos es cuidar a los buenos hinchas y a las familias.

La violencia ha hecho mucho daño, no solamente al fútbol, sino al conjunto de la Argentina. Necesitamos evidentemente dar una respuesta contra este flagelo y lo que se busca es dar un marco nuevo.

Esto es igual a cuando discutíamos el tema de las armas: no queremos que estén presos lo que tienen armas, queremos que no haya más armas. Si no hay armas, no hay muertes. Si no hay armas, hay paz. De esto se trata, creo que éste es el espíritu de este proyecto de ley.

En el partido del otro día vimos que la propia hinchada genuina de River hacía cánticos en contra de los barrabravas. Es decir, se está dando una expulsión genuina de marginar a estos individuos, y este proyecto de ley, tanto en general como en particular, va a dar las herramientas necesarias para terminar con este flagelo.

Por lo tanto, a modo de conclusión, ha sido muy intenso y me consta el trabajo de los asesores durante la madrugada de hoy y anoche hasta tarde. Valió la pena porque no se ha entrado en cuestiones de ventaja política, sino que se buscó tener la mejor ley.

A veces las cosas terminan a las apuradas y pueden salir mal. Pienso que quizás se puede dar tiempo de acá hasta que se trate el tema -como último tema-, o quizás pueda darse el escenario para tener una sesión puntual; creo que el tema lo amerita. De lo contrario, estaríamos sancionando en esta Cámara un tema que después le espera debatir al Senado. Si avanzamos en un dictamen único -según la predisposición veo que las condiciones están dadas- esto se va a facilitar mucho.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra la diputada Moisés.

SRA. MOISÉS Es claro que todos tenemos la voluntad de aportar y resolver esto.

Desde el bloque Argentina Federal nos sumamos a la propuesta de postergar la definición, más allá de que reconozco el esfuerzo de todos durante estas últimas horas para lograr un borrador de dictamen único que contiene las observaciones que todos hicimos.

Somos muchos los legisladores que estamos involucrados en este tema y en esta comisión, pero hoy hay más de veinte leyes que tratar y muchos diputados están involucrados en otros temas.

En menos de una hora empieza la sesión y nosotros tenemos la responsabilidad de explicar a los compañeros qué es lo que hemos modificado y convencerlos de por qué hemos hecho tales modificaciones. Todo ello incluso sin que tengan la posibilidad de hacer más aportes, tal como trabajamos habitualmente en nuestra organización parlamentaria.

Sinceramente, ese es el primer inconveniente que veo. No me dan los tiempos. En este momento mi bloque está en reunión. Está el tema de cooperativas y un montón de otros asuntos que también son prioritarios. Sin quitar importancia a este tema y con el compromiso de que todos podamos evaluarlo mejor la semana que viene, hagámoslo como corresponde porque si, en definitiva, estamos tratando de modificar algo que lleva vigente muchos años, no entiendo por qué una semana más o una menos vaya a afectarnos demasiado.

Segundo, el daño ya está hecho porque si esto se generó por la oportunidad política que vio el gobierno de introducir un proyecto con la temática por el problema de Boca-River, ya está, ya pasó; Boca-River se jugará en otro continente, porque acá los argentinos, desde el presidente para abajo, hasta el último hincha, no hemos sido capaces de portarnos civilizadamente. Con lo cual, si esto es una herramienta para resolver cosas que se generaron y que nos hicieron pasar una vergüenza mundial en el transcurso de estas últimas semanas, sinceramente ya no hay apuro. Esto no resuelve el bochorno que hemos pasado.

Tercero, y con esto termino, soy de la provincia de Jujuy. Esta ley tendrá vigencia nacional, no reglamenta únicamente a Boca, River, San Lorenzo y los partidos de la Primera o la Superliga. Esta ley también va a afectar a los clubes provinciales, municipales y locales.

En este sentido, si en el proyecto ponemos "ningún funcionario o dirigente político puede formar parte de una comisión directiva", me pregunto ¿no podré ser más miembro de comisión directiva del club en el que hasta hace dos meses he sido presidenta? O sea, ¿tengo que renunciar? Me refiero, por ejemplo, a Gimnasia y Esgrima de Jujuy, o por ejemplo a clubes que jugamos en el ascenso y en otros ámbitos, y en los que no hay escenas de violencia, o por lo menos hemos tratado de hacer un trabajo muy fuerte para que no sucedan. Verán que ni en las noticias salen. No digo que en algún momento no, pero la verdad es que, en las provincias, en muchos casos, en las ligas locales trabajamos muchísimo para que esto no pase.

Entonces, esta ley también aplica para los clubes chicos. Son miles de miles de clubes de fútbol: de las ligas regionales, provinciales, intermedias, el fútbol de veteranos, el fútbol de inferiores. Esto aplica a todo eso. Como dirigente deportiva y diputada nacional, tengo la responsabilidad de que este proyecto de ley, que va a aplicar hacia todos ellos, vele y no afecte intereses, en el buen sentido de la palabra.

Por lo tanto, sinceramente hago este aporte. Esto no es para Boca, River, San Lorenzo y los veinte equipos, no sé cuántos son los que juegan en la primera, porque finalmente terminamos legislando para los grandotes, para la televisión o para las escenas descontroladas de violencia de los barrabravas. Los barrabravas que tienen este nivel de poder, de violencia y de capacidad delictiva están en Buenos Aires, no en Santiago del Estero, La Pampa o San Juan; no están ahí.

Entonces, sinceramente me parece que tenemos que hacer una observación en ese sentido porque la mayoría de los legisladores que estamos acá no somos de Capital Federal y de Provincia de Buenos Aires.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Perdón, ya nos están llamando a sesión.

Tiene la palabra la señora diputada Castro.

SRA. CASTRO Señora presidenta: hay que resolver esto. Seré breve. Creo que la voluntad de todos los legisladores, incluso en este debate que se ha dado en este último rato, tiene que ver con la posibilidad de que para la próxima semana podamos tener un solo dictamen y que podamos dar también nosotros el ejemplo de ponernos de acuerdo.

Entonces, veamos la posibilidad de levantar este proyecto del temario de hoy, o cambiar también el orden de tratamiento. Este tema tan importante no se puede debatir a cualquier hora. Además, en general, en todos los bloques, hay acuerdo de que sería muy importante y muy bueno tener un solo dictamen, en el que se contemple todo, y poder votarlo la próxima semana. Incluso, fue uno de los últimos temas incluidos en la citación a sesión. Me parece que en el recinto debemos evaluar la posibilidad -porque ahora llegamos y lo primero que tenemos que hacer es votar el Orden del Día- de levantar este tema, seguir trabajándolo la próxima semana -es decir, que vuelva a comisión-, hacer un solo proyecto y la semana que viene se vota rapidísimo.

Si hay acuerdo, vamos a sesión, se cita como único tema, se aprueba, pasa el Senado y se le da tiempo para que lo pueda tratar antes de fin de año en sesiones extraordinarias.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Tiene la palabra el señor diputado Filmus.

SR. FILMUS En la misma dirección quiero decir que está claro, señora presidenta, que no podrá definir esto acá, pero me parece que sería interesante si nosotros vamos a nuestros jefes de bloque y les planteamos esta discusión.

Hoy he escuchado opiniones de otros bloques, no solamente el mío, que han sido muy pertinentes. Se trata de opiniones para modificar cuestiones que ayudarían a mejorar el dictamen. Me parece que estamos en condiciones de hacerlo. Yo invitaría a que nuestros jefes de bloque puedan definir esto, tal como dijo recién la colega de Peronismo Federal.

Quiero mencionar dos cuestiones más. En primer lugar, que el campeonato de fútbol termina este fin de semana. O sea que postergar la cuestión una semana más no va tener ningún impacto concreto, incluso porque el otro campeonato recién empieza en febrero. No hay dificultades en ese sentido.

En segundo lugar, porque acá estamos cambiando y aumentando las penas. No quiero dejar de decirlo porque es una cuestión profesional. Siempre tenemos un debate muy fuerte entre los sociólogos y los abogados por esta cuestión. Todo sabemos que los comportamientos sociales no se rigen por las penas. Por el contrario, se rigen por otro tipo de cuestiones mucho más complejas. De lo contrario, pondríamos penas más extensas y resolveríamos todos los temas.

Por ello, si se aprobara esta iniciativa nos deberíamos la semana próxima otro debate respecto de la prevención de la violencia en el fútbol y en el deporte en general. Estoy de acuerdo con lo manifestado por el diputado Iglesias respecto de ampliar la mención al deporte en general porque existen barrabravas en el básquet y los conocemos. Entonces, ¿por qué van a tener una situación distinta respecto del fútbol?

Considero que habría que aprobar esta iniciativa porque es una urgencia social, así como también discutir los temas profundos que hacen a nuestros comportamientos sociales que sabemos que no se resuelven de fondo con el aumento de penas.

SRA. PRESIDENTA BURGOS Voy transmitir lo que se ha dicho.

Antes de concluir la reunión quiero agradecer a todos los legisladores y legisladoras de cada uno de los bloques porque comenzamos tirándonos chicanas y terminamos construyendo.

Creo que estamos dando otro mensaje a la sociedad en el sentido de que cuando hay interés por parte de ella de que actuemos, damos respuesta porque tenemos la obligación de hacerlo. No es oportunismo que se esté debatiendo este proyecto de ley. Reitero que la sociedad nos nutre de herramientas para que nosotros -a través de las leyes- podamos hacerlas efectivas y cuidarla.

Agradecemos muchísimo la colaboración de cada uno de los diputados y de las diputadas de todos los bloques. (Aplausos.)

No habiendo más asuntos que tratar, queda levantada la reunión.